Mafias explotan el turismo de salud para extranjeros.

Las organizaciones integran a abogados “caranchos” y médicos vinculados a organizaciones internacionales que arman estos viajes para sacar provecho de la atención pública gratuita.

Mafias explotan el turismo de salud para extranjeros

Con una medicina de alta calidad, internación de bajo precio y estadías baratas la Argentina se ha convertido en la meca mundial del "turismo de salud", rubro con el que lucran varias agencias ofreciendo paquetes "all inclusive" que cubren pasaje, operaciones complejas y hospedaje posoperatorio.
En el límite de lo legal -y muchas veces trasponiéndolo- estas agencias de viajes son administradas por mafias que aprovechan ciertas ventajas comparativas, sobre todo económicas, que convierten a nuestro país en un destino privilegiado.
Los especialistas consultados señalaron que la ecuación cierra gracias a la gratuidad del hospital público y a la laxitud de los controles estatales, que permite que pacientes extranjeros accedan a estos servicios aún pasando por delante de los nacionales.
"Hay mafias que operan cerca de las instituciones hospitalarias mejorando a cambio de un precio la ubicación en una lista de espera", contó a DIARIO POPULAR Ricardo Tondo, experto antifraudes y antilavado.
"Entre abogados caranchos y médicos corruptos vinculados a mafias internacionales estas 'orgas' arman charters de extranjeros provenientes principalmente de naciones limítrofes", apuntó el experto, que señaló a Chile como uno de los países más demandantes de estos servicios.
"Allí desde las reformas a la salud introducidas por el ex dictador Augusto Pinochet la medicina se volvió muy cara y los chilenos terminaron viendo a Argentina como un paraíso hospitalario", completó.
Según señalaron los especialistas consultados, los destinos más concurridos están en Mendoza, Bahía Blanca y Mar del Plata. "Y por supuesto en Capital donde los hospitales públicos son expoliados por este turismo en detrimento de los argentinos", indicó Tondo.
Implantes mamarios, cirugías plásticas, intervenciones bariátricas (para tratar la obesidad) y tratamientos de fertilidad son los actos médicos más demandados, pero pueden surgir otras de variada complejidad y hasta tratamientos odontológicos como implantes dentarios.
Los pioneros en este negocio fueron los países del sudeste asiático, la India, Colombia, México y España, pero poco a poco Argentina fue escalando lugares gracias al atraso cambiario hasta ubicarse en los primeros lugares.
"Desde hace diez años Argentina se convirtió en receptor de turismo de salud y hoy por hoy es uno de los destinos más demandados", aseveró Tondo.
El boom del turismo salud, subrayó, nació con la crisis 2001-2002, que hizo que el mundo redescubra la Argentina como destino de atención médica de excelencia y muy barata.
Pacientes de todo el mundo aunque preferentemente de Estados Unidos y distintos países europeos se convirtieron en los principales demandantes de un tipo de tipo de servicio VIP de alta complejidad. "En países como Estados Unidos el seguro de salud no cubre ciertas intervenciones o estas son directamente inaccesibles", explicó Tondo que calculó que la diferencia de precio puede ser de cinco a uno.
A veces el viaje termina en una pesadilla dolorosa
En muchos casos el viaje tiene final feliz, con el paciente satisfecho porque se curó y además gastó poca plata, pero en otros la excursión termina en pesadilla.
"Esto ocurre cuando no se cumple con lo prometido y pagado por adelantado. Sobreviene la estafa, que ocurre en medio del viaje cuando la víctima se encuentra más vulnerable. Ahí vienen los gastos extra, el sobrecosto de la operación, o los honorarios del cirujano", detalló Tondo.
Ya hay varios casos investigados en el país y uno de ellos motivó graves denuncias por fraude e incumplimientos contractuales.

Fuente: Diario Popular.
Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment