Arrestaron en España a un "mini-Madoff" cuyas estafas llegaron a la Argentina.

Lo acusan de haber organizado una estafa que perjudicó a más de 100 mil personas por un total de más de US$ 300 millones. Madoff está preso por un fraude similar pero por US$ 50.000 millones.

Un estafador al estilo Bernard Madoff pero a una escala mucho menor cuyo fraude superó los 300 millones de dólares e incluyó, entre muchos otros países, a desprevenidos inversores de la Argentina fue arrestado por la policía española en Valencia.

La prensa española calificó al detenido como un "mini Madoff". Las estafas de ambos estuvieron basadas en lo que se llaman "sistemas piramidales" en los que se promete a los inversores un retorno muy superior al que podrían lograr con otra inversión pero que finalmente son estafados. El estadounidense Madoff está preso por un fraude que se calcula que alcanzó los 50.000 millones de dólares, más de 150 veces más grande que el del español.

El detenido, identificado por la Policía con sus iniciales G.C.S., habría estafado a más de 100.000 personas en 110 países de América y Europa, entre los que, además de España y la Argentina, se encuentran Bolivia, Canadá, Colombia, Croacia, Ecuador, EE.UU., Eslovenia, Francia, Guadalupe, Islandia, Italia, México, Panamá, Perú, Puerto Rico, Republica Dominicana, Suiza y Venezuela.

Según la denuncia, G.C.S. prometía a los inversores una rentabilidad de entre el 10% y el 20% por invertir su dinero en mercado Forex, que especula con las divisas internacionales. Pero no devolvía la mayor parte de los fondos sino que los usaba para realizar inversiones inmobiliarias a nombre propio o de testaferros.

Además del presunto cabecilla de la organización, fueron detenidas otras tres personas y siete más fueron imputadas. También fueron bloqueadas cuentas en doce entidades financieras y se trabó una prohibición de venta u otras operaciones sobre más de veinte inmuebles.

Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment