Un mapa del mundo presenta el estado de la censura de Internet.

China, Arabia Saudí, Irán, Egipto y Cuba son algunos de los países que presentan una censura más fuerte de los contenidos de Internet. Por contra, varias regiones de África y de América Central, como México, son las áreas donde mayor libertad hay en Internet. España, como la mayoría de Europa, se encuentra en un nivel intermedio en cuanto a intervención de las autoridades en la red.

   La organización OpenNet ha realizado un análisis del grado de censura de Internet a nivel mundial. La organización, compuesta por varias instituciones entre las que se encuentra un departamento de Harvard, ha confeccionado el estudio con las informaciones facilitadas por periodistas de cada zona y datos de las compañías que suministran la conexión en los países.

   El estudio desglosa los grados de censura en cuatro niveles. Los países que muestran mayores controles en el tráfico de contenidos de Internet son: China, Etiopía, Irán, Pakistán, Arabia Saudí, y Túnez.

   El estudio asegura que los gobiernos de estos países ejercen un control muy fuerte sobre el tráfico de contenidos, censurando los materiales que consideran dañinos para la estabilidad del país o que puedan afectar a sus costumbres.

   Los casos de censura en China son muy conocidos. El Gobierno del país ha controlado las noticias sobre Egipto y ha evitado su mención en redes sociales como Twitter.

   En el propio país de Egipto, las autoridades han llegado a cortar el tráfico en la red con motivo de las recientes protestas. En el resto de países afectados por este grado de censura la situación es similar.

   El siguiente escalón del estudio de OpenNet, habla de países con un alto nivel de censura. Este tipo de censura, de menor intensidad que la anterior, se produce principalmente en Rusia y en Australia. Se trata de países en los que las autoridades también tienen un severo control pero no llega límites como los de cortar la red por completo o prohibir temas por completo.

   En el siguiente nivel, identificado como "algo de censura", se encuentra la mayoría de los países de occidente. En este grupo está España, la mayoría de Europa, Estados Unidos y Canadá entre otros. En este sentido el estudio encuentra algunas restricciones pero las considera leves en comparación con las anteriores.

   La última clasificación es la que representa un Internet libre, sin ningún tipo de censura. En este sentido destaca que África, uno de los continentes con menor penetración de la red, es el área con más libertad.

   La mayoría del continente Africano cuenta con acceso libre a la red. Centroamérica y parte de América del Sur son los otros territorios en los que los usuarios pueden acceder a Internet sin ningún tipo de control por parte de las autoridades.

   El estudio finaliza explicando que los gobiernos suelen emplear dos métodos para controlar el tráfico de Internet. Por una parte limitan el número de empresas que pueden dar servicios de red. Por otra acuden a estas compañías para informarles de las limitaciones o controles que desean realizar sobre las conexiones de los ciudadanos.

 

Fuente:

Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment