Medicamentos falsos: procesaron al narco Ibar Pérez Corradi

de Carlos Forte

Hace instantes, el juez federal Norberto Oyarbide procesó a Ibar Esteban Pérez Corradi, personaje denunciado por este sitio por su vinculación con el triple crimen de General Rodríguez y señalado por la embajada de Estados Unidos por sus vínculos con el narcotráfico.

En este caso, Corradi está acusado de lavado de dinero agravado, por “blanquear” activos recaudados ilegalmente por Néstor Lorenzo, Juan José Zanola y Sebastián Forza, en distintos negocios vinculados a medicamentos adulterados.

Para el juez, “se tiene por acreditado, con el grado de probabilidad positiva que esta etapa del proceso requiere, que Pérez Corradi aplicó mediante la receptación y posterior depósito en su caja de ahorros, los cheques mencionados, cuya sumatoria asciende a la suma de $312.677, fondos estos que tienen su origen en las actividades ilícitas que desarrollaran Néstor Lorenzo y Juan José Zanola (…) con la consecuencia posible de que tales valores o el dinero en efectivo que el encausado entregaba a cambio, adquirieran la apariencia de un origen lícito”.

En su declaración indagatoria, Pérez Corradi admitió que se dedicaba al cambio de cheques, pero negó conocer que la actividad de la Droguería SanJavier (propiedad de Lorenzo) era ilícita.

Según Oyarbide, su larga trayectoria en el mercado farmacéutico, donde supo ser socio de Sebastián Forza y manejar una sociedad de Néstor Lorenzo, “no puede dejar de generar la convicción de que Pérez Corradi conocía perfectamente cómo se movía el mercado de comercialización de sustancias medicinales, no solo en sus aspectos lícitos, sino también en aquellos aspectos delictuales relacionados con la venta de medicamentos adulterados, falsificados, vencidos, extraídos de sus canales habituales de distribución por corresponder a programas gratuitos de distribución cuyo fomento venía dado por el Estado en diversas esferas”.

“Tan es así que el justiciable conocía perfectamente las aristas ilícitas del mercado de los medicamentos, que no resta más que reparar que los inicios de la relación que tuvieron el encausado y Sebastián Forza allá por el año 2001 era de compra y venta de medicamentos y se extendió durante varios años”, agregó el magistrado.

“Obsérvese que todos los hechos descriptos respecto de Bellone —y en los cuales también habría tomado parte Forza— resultan contemporáneos o, al menos, cercanos temporalmente al período en que el imputado tomó intervención directa en la contabilidad y facturación de la firma Bairesmed de Seacamp SA, con lo cual no pudo dejar de conocer las diversas irregularidades que allí se desarrollaban y que coinciden varias de ellas con las enrostradas a Torres y Lorenzo”, concluyó Oyarbide para decretar el procesamiento de Pérez Corradi.

La acusación es por lavado de dinero agravado por su “habitualidad”. El juez no le dictó la prisión preventiva porque, como el imputado ya está detenido por un pedido de extradición de la Justicia de los Estados Unidos, “no podría entorpecer la investigación”.

Queda un solo interrogante flotando en el aire: ¿Alguna vez alguien investigará a Pérez Corradi por su participación en el triple crimen?

Carlos Forte

Fuente: Centro de Información Judicial

Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment