Importante ayuda para los que más lo necesitan

Importante ayuda para los que más lo necesitan - Chicos y grandes se sientan a la mesa para alimentarse.

Chicos y grandes se sientan a la mesa para alimentarse.

Un grupo de voluntarios de la Fundación del club Lanús les acerca a grandes y chicos un plato de comida caliente, abrigos y hasta un servicios de peluquería. El punto de encuentro es la Plaza Belgrano, ubicada en el lado oeste de la estación.

Por Florencia Bombini

@florbombini

"La calle no es un lugar para vivir". Esta frase es uno de los lemas principales que utilizan los voluntarios de la Fundación del Club Atlético Lanús para acompañar y ayudar a las personas que están en estado de vulnerabilidad.

Desde el pasado 28 de abril y con el apoyo de la comisión directiva de la entidad deportiva, un grupo de almas solidarias sale todos los viernes a la calle para asistir a la gente que más necesita con un plato de comida caliente. El punto de encuentro entre los voluntarios y las personas que están en situación de calle es la Plaza General Manuel Belgrano, ubicada en la Estación Lanús, lado Oeste.

Sin embargo, esta tarea no se limita a una sola noche, sino que es un trabajo que lleva toda la semana y que se corona los viernes con esta acción benéfica, donde también se les otorga una muda de ropa y hasta se les ofrece un servicio de peluquería.

El sistema es más que organizado. Durante la semana, los vecinos se pueden acercar a la Plaza alimentos, frazadas y ropa de abrigo, que posteriormente es separada por talle y por sexo. Gladys es una de las personas que está al frente del grupo de voluntarios.

En diálogo con Crónica, la mujer explicó que "hay cerca de 70 personas anotadas para colaborar y hay 40 que ayudan activamente. Todos ellos donan su tiempo y dejan a su familia. Vienen por la mañana, por la tarde y recorren escuelas y comedores".

Otro de los lemas que representa a esta organización es "Lanús 1 Frío 0", frase que incentiva a los vecinos a acercarse al proyecto para que la gente de calle pueda sentirse respaldada, con ropa, abrigo y un plato de comida. Uno de los hombres que estaba sentado en las mesas de la plaza de la estación disfrutando de su cena, que vive en Villa Diamante, explicó que asiste "todos los viernes" y que "me tratan muy bien en este lugar".

Acerca del servicio ofrecido, señaló que "el plato de comida varía todas las semanas y nos podemos llevar algo para el día siguiente". Además, sostuvo que a pesar de que "en general somos las mismas caras, siempre viene alguien nueva que se enteró del proyecto".
Y describió ese momento "como una compañía" para quienes están en su misma situación. Este hombre también se había llevado ropa "que había encargado previamente". Del otro lado de la mesa había una mujer con seis hijos, de los cuales uno era recién nacido.

"Estamos bien atendidos, acá les dan lo que ellos necesitan y me ayuda un montón porque yo no estoy trabajando. Les salva la cena y les llevo para el desayuno y el almuerzo del día siguiente", explicó esta mamá, que subsiste gracias a su recorrido diario para juntar cartones.

"Aquí me dan una mano enorme, porque me proveen de calzado y ropa para los nenes", cerró esta mujer que se acercó a la plaza con sus seis hijos en busca de un plato caliente, como tantas otras personas que llegan desde distintos puntos de la zona sur con la intención de obtener una de las cuatro comidas y llevarse una muda de ropa para seguir sobreviviendo.

Fuente: cronica.com.ar

Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment