El increíble vínculo entre la muerte de Carlos Soria y la desaparición de Carlos Johnston.

La versión corre como reguero de pólvora desde hace casi una semana y vincula la desaparición del intendente de Catriel, Carlos Johnston con la muerte del gobernador de Río Negro, Carlos Soria. Por caso, ambos hechos ocurrieron el mismo día —el 1º de enero— y con pocas horas de diferencia.

El primero en mencionarlo fue informante cercano al Concejo Deliberante de Colonia Catriel, quien habló con agencia OPI Santa Cruz: “Aquí en el pueblo no cierra la actitud de Carlos (Johnston), porque si bien ha tenido algunos problemas, pero nada grave, nada que lo hiciera pasar por un loco, como algunos intentan hacerlo pasar ahora. Creo que acá hay algo más y sería bueno que se investigue con seriedad, porque era muy amigo y hasta te diría socio de (Carlos) Soria y lo más lógico es que, al enterarse de la muerte del gobernador, se fuera para (General) Roca o para la casa del Gringo (Soria), donde estuvo tantas veces, pero no….a las pocas horas de enterarse que mataron a su amigo se borró… y ni siquiera concurrió al cumpleaños de su hijo”.

Esas sospechas fueron refrendadas este mismo fin de semana por la presidenta de la legislatura municipal de Catriel, Cristina Becerra, quien deslizó que "aún no sabe lo que le ocurrió (a Johnston)", pero que "la pérdida del gobernador (Carlos Soria, muerto el último domingo) puede haber sido una causa de su desaparición".

En sentido similar, el editor de Clarín, Julio Blanck, en su análisis dominical de este 8 de enero hizo correr un rumor “que circula en el oficialismo”, con la versión de que “la curiosa desaparición por algunos días del intendente Carlos Johnston, de la localidad rionegrina de Catriel, podría tener vinculación con la inesperada muerte de Soria y con el desarrollo de algunos negocios que desde la política se estaban armando a partir de la vía libre a la explotación de oro”.

En realidad, las primeras sospechas surgieron a raíz del testimonio de Mirtha Espina, corresponsal de Cadena 3 en Río Gallegos, quien aportó un dato impactante y revelador sobre la forma en que se realizó el hallazgo de Johnston en Santa Cruz. En su reporte, la periodista expresó que el intendente habría sido encontrado con el auto sucio, en su interior con agua y “mucho, mucho dinero”. ¿De quién era esa plata? ¿Cuáles son los “negocios” que fuentes rionegrinas mencionan a la hora de vincular a Soria con Johnston?

La trama generó tal sospecha que el flamante gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, advirtió que el intendente de Catriel no debía seguir en su cargo. Lo hizo no bien este apareció “desorientado” en Santa Cruz. El discurso de Weretilneck sorprendió a propios y ajenos, no solo por su inusitada virulencia, sino por ciertas frases que no dejan lugar a dobles lecturas.

Por caso, el mandatario advirtió que Johnston se ausentó "por sus propios medios", y añadió que no se estaba “en presencia de un hecho político ni delictivo”, sino “en presencia de un hecho absolutamente personal”. ¿Qué quiso decir el ex vice de Soria? ¿Por qué lo hizo públicamente y con enojo?

Como sea, al misterio reinante deben agregarse las suspicacias surgidas a partir deltestimonio del propio intendente de Catriel —ahora con licencia sin goce de sueldo—, quien habló de un “trastorno de ansiedad” a la hora de explicar su evaporación. En ese marco, vinculó su estado con “una tragedia mucho mayor, que fue la muerte de nuestro gobernador, Carlos Soria”.

En estas horas, las dudas que aparecen superan todas las certezas. Sin embargo, Johnston ya ha hecho trascender que no responderá preguntas y que tomará oportuno reposo hasta saber cómo seguirá su vida.

Demasiada pretensión por parte de un funcionario que tuvo en vilo, no solo a su propia familia, sino también a toda la sociedad.

Christian Sanz
Twitter: @cesanz1

Fuente:
Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment